Selección de idioma

Ámbitos de actividad

Areas terapéuticas

Centramos nuestra actividad en tres áreas:

Hematología

En hematología los hemoderivados de Biotest se utilizan sobre todo en la profilaxis y el tratamiento agudo de la hemofilia A y la hemofilia B, que son trastornos de la coagulación sanguínea.

El organismo de las personas afectadas de hemofilia es incapaz de detener  una hemorragia por sus propios medios. Incluso pequeñas lesiones externas o internas pueden tener consecuencias graves; en casos extremos, sin un tratamiento correcto, los pacientes pueden presentar hemorragias letales.

De forma profiláctica, los pacientes afectados reciben inyecciones regulares del factor de coagulación (cada dos o tres días) para evitar que la hemorragia se inicie. De este modo, los pacientes pueden llevar a cabo una vida prácticamente normal sin los deterioros causados por su dolencia. En caso de que se produzca una hemorragia aguda, se utilizan preparados de factor VIII o factor IX para impedir el sangrado.

Biotest está desarrollando también el anticuerpo monoclonal Indatuximab Ravtansine (BT-062), un fármaco que se utiliza para el tratamiento no sólo del mieloma múltiple sino también de otras neoplasias (cáncer de mama, cáncer de vejiga urinaria).


Inmunología clínica

En inmunología clínica Biotest desarrolla y produce varios preparados de inmunoglobulinas. Se utilizan en el tratamiento y la profilaxis de trastornos del sistema inmunitario, bien sean congénitos o adquiridos (por ejemplo, a través de una infección u otras enfermedades). De forma genérica, las inmunoglobulinas previenen que un virus o un germen patógeno pueda diseminarse  a todo el organismo.

Biotest posee una particular experiencia en las llamadas hiperinmunoglobulinas, que son utilizadas en indicaciones específicas. Las inmunoglobulinas de la hepatitis B constituyen uno de los ejemplos más destacados. Este medicamento, se administra antes, durante e inmediatamente después de trasplantes de hígado, debido a una infección por el virus de la hepatitis B, para evitar la reinfección del órgano trasplantado.


Medicina de cuidados intensivos

En medicina de cuidados intensivos y urgencias las proteínas plasmáticas que produce Biotest se utilizan, por ejemplo, para corregir la pérdida de volumen y proteínas sanguíneas, que puede tener lugar después de traumatismos o quemaduras graves. Otra importante indicación terapéutica son las infecciones bacterianas graves (sepsis) o las infecciones pulmonares graves. En ese ámbito concreto Biotest desarrolla y fabrica preparados de inmunoglobulinas especiales, como Pentaglobin® (no registrado en España) o el concentrado de IgM que se encuentra todavía en fase de desarrollo,  que están destinados al tratamiento de enfermedades potencialmente letales.